Entre gansos, pavos reales, caballos y llamas, Laguna Esmeralda poco a poco se fue vistiendo de verde, y en 15 años logró transformarse en lo que es hoy…, un hermoso lugar acondicionado para la recreacion, esparcimiento, disfrute de la naturaleza, deportes varios y deportes nauticos a vela o remo….y todo a una hora de santiago.